Lo destacado es regar las plantas con una regadera por el hecho de que una corriente fuerte no interfiere a la clase. Fotografía: Freepik

En el momento en que hay plantas en el hogar, hay una duda incesante y hablamos de regar. ¿Cuánta agua precisan las plantas en macetas y con qué continuidad tienen que regar las plantas de suelo?

Cuidados de las plantas en maceta: tierra

Tras escoger la maceta de interior o exterior mucho más correcta, llega el instante de charlar de la segunda clave del precaución de las plantas en maceta: tierra de cultivo o sustrato.

El sustrato, adjuntado con el agua, es el alimento primordial de tus cultivos, con lo que merece la pena invertir algo de dinero para hallar una tierra para macetas suelta, baja en arcilla, de mala calidad y rica en nutrientes.

Cuanta agua ofrecerle a las plantas

La proporción de agua que le puedes ofrecer a las plantas va a depender de una clase a otra. Descubra los requisitos de humedad promedio de todas sus plantas en contenedores y consiga un medidor de humedad. Estas herramientas son útiles para regar plantas en macetas. El medidor tiene una sonda que calibra el nivel de humedad en el momento en que está conectado al suelo.

Entender cuánta agua es correcta para las plantas en maceta es de manera frecuente una cuestión de prueba y fallo hasta el momento en que conoce las opciones de sus plantas.

¿Qué género de agua es preferible para regar las plantas?

El más destacable género de agua para regar las plantas es el agua de lluvia. Inconvenientes no en todas y cada una partes llovizna en el verano. En estas situaciones, usaremos el agua que mejor se ajuste a cada género de planta. Por servirnos de un ejemplo, para plantas acidófilas y orquídeas usaremos agua acidificada, que se consigue diluyendo el jugo de medio limón en un litro de agua. Las plantas de origen mediterráneo se tienen que regar con agua de pH neutro. Y el resto de plantas con agua sin cal o potable.

También te puede interesar  ¿Qué pasa si riego cuando hay sol?

Un suelo abundante en minerales arcillosos tiene mejores características y, por ende, puede retener mejor el agua y de forma mucho más traje. Intente filtrar bien el agua para eludir el agua.

Trasplante

En el momento en que han salido las raíces, hay que ponerlas en una maceta pequeña de 7 x 7cm de unos 5 o diez mm de hondura con la raíz hacia abajo. Como resulta lógico, hay que rellenarlas antes con sustrato y regarlas. Tras eso, no requiere regresar a regar hasta el momento en que la plántula haya emergido del suelo y solo en el momento en que la maceta por el momento no sea pesada.

En el momento en que la planta terminó de estirarse hay que pasarla a una maceta de 3 L. Se trasplanta y se riega con aproximadamente medio litro de agua y según el sustrato. Hay que alzar la cazuela todos y cada uno de los días hasta el momento en que no pese prácticamente nada; Esto quiere decir que la maceta está prácticamente totalmente seca de abajo hacia arriba. Justo ahí, debes iniciar el entrenamiento.

Valorar

Contenido de la página