PASOS PARA PREPARAR EL TERRENO PARA EL JARDÍN Detectar el género de lote. Remover las malas yerbas. Orear y aflojar, tareas clave en la preparación del lote para el jardín. Soluciona el lote. Fertilice y enriquezca para elaborar la tierra para el jardín.

En este curso te vamos a educar a Elaborar la Tierra para Cultivar Semillas y que estas se desarrollen apropiadamente. Para esto usaremos arcilla, humus de lombriz y vermiculita o perlita.

La tierra es la nutrición de la planta, el hummus aportará los nutrientes precisos a fin de que la semilla germine y al final la perlita o la vermiculita se utiliza para orear la tierra pues las semillas son muy enclenques.

5 pasos para elaborar la tierra para la siembra

Es primordial que los pasos que iremos a continuar ahora se efectúen de año en año antes de la siembra, de año en año padece la tierra por la lluvia , frío y calor, lo que hace una mala circulación de agua y aire en el lote, tal como el despilfarro de nutrientes del lote. Si deseas tener una aceptable cosecha el año próximo, prosigue los próximos consejos:

Es algo que no se frecuenta tomar en consideración en el momento de elaborar la tierra y es esencial que sepas las peculiaridades de siempre y en todo momento por donde se marcha. plantar. , pues nos va a ayudar a comprender qué precisas para ser justo en todo instante. Tenemos la posibilidad de dividir las clases de lote en 2 enormes conjuntos:

Orear y dejar caer el suelo

Este trabajo se puede efectuar con herramientas como una pala o una horca de 4 dientes, usando rastrillos, zapas excavadoras o un tractor de motor Y para llenar este desarrollo es requisito estimar que el suelo ha de ser calentado. No puede estar seco, lo que impide que el relleno del suelo sea bien difícil y quede el suelo entre polvo y terrón apisonado. De la misma manera, tampoco puede mantenerse bastante húmedo, por el hecho de que se apelmazará y se pegará a toda la herramienta.

También te puede interesar  ¿Qué árboles frutales no necesitan mucha agua?

Para hallar temple es requisito regar en abudancia la tierra a lo largo de unos 3 o 4 días, en dependencia de la humedad del ámbito, el sol y la lluvia. Vas a saber que andas de humor en el momento en que sientas que la tierra está suficientemente húmeda para que no se te pegue a los dedos con apariencia de polvo.

¿De qué forma elaborar el lote para la siembra?

  • Lo primero es eliminar la tierra del fondo del envase, bandeja, maceta o mesa de cultivo. En el momento en que se ponen en recipientes, sean los que sean, se forma una costra en el fondo que hay que eliminar por el hecho de que impide la adecuada circulación del agua y del aire.
  • Es requisito desmenuzar los terrones que van surgiendo en el suelo hasta una hondura de 20 cm. El suelo ha de estar suelto y rápido. Este es el instante de aprovecharlo y añadir compost para alimentar la tierra.
  • Finalmente, sacar de la área las piedras y todos y cada uno de los elementos extraños del suelo que logren complicar la plantación y posterior enraizamiento.

Este es asimismo el instante perfecto para añadir arena a suelos bastante espesos y pesados, cal a suelos que se descalcifican y no retienen agua. Asimismo es el instante de añadir nutrientes como nitrógeno, calcio, magnesio, hierro, etcétera.

Fertilizantes y enriquecimiento para elaborar la tierra para el jardín

Si bien hemos enriquecido la tierra con compost, no está de sobra aportarle mucho más nutrientes. Unas que asistirán a hacer una cubierta superficial en el suelo que, con riego y lluvia, penetrará en el resto del sustrato. Lo idóneo es que optemos por añadir materia orgánica al suelo para contribuir a enriquecerlo.

Una cubierta fría de compost, humus de lombriz o estiércol puede ser el toque final para elaborar la tierra para el jardín.

Valorar
Array

Contenido de la página