Si te encantan las cerezas, y tienes tierra, es posible que hayas planeado en de qué manera cultivar esta exquisita fruta. No es bien difícil, pero como todo trabajo agrícola necesita paciencia y algo de suerte. El cultivo de la cereza es uno de los más importantes motores económicos del Valle del Jerte, donde se realiza de manera artesanal. De manera didáctica y simple, te enseñamos en este articulo de qué forma cultivar cerezas.

Lo primero, frente todo, es tener claro que deseamos tener un cerezo en nuestro huerto o jardín. Es un árbol grande, que frecuenta sobrepasar los siete metros, y no en todos los casos da frutos. Es una apuesta, por consiguiente, llevarlo a cabo de forma cuidadosa.

Germinar un cerezo para plantar

En el momento en que estemos plantando nuestro cerezo en el suelo, se aconseja llevarlo a cabo en un espacio soleado. Con suelo abundante en materia orgánica y con pH neutro o tenuemente ácido. Tienes que tomar en consideración que los cerezos no acostumbran a ofrecer frutos hasta los cinco años. De ahí que se debe tener paciencia con la planta y dejar que se desarrolle fuerte y sana a lo largo de los primeros años, sin aguardar a la producción.

Te sugerimos que mires el articulo de de qué forma plantar un cerezo.

Sugerencias particulares para plantar cerezas

Las cerezas precisan bastante espacio, buena circulación de aire y un cuidado conveniente de la humedad para medrar. No obstante, los requisitos climáticos particulares tienen la posibilidad de cambiar para las variedades de cereza. Para plantar tu árbol, prosigue los consejos que te describimos ahora.

  1. Escoge la mejor localización. Los cerezos precisan pleno sol, buena circulación de aire y espacio, lo destacado es entre 30 y 40 pies entre árboles.
  2. Elaborar la región de plantación o trasplante. Los modelos de suelos rápidos y areniscos con buena hondura son los más destacados. Los suelos mucho más pesados ​​con inclinación a pudrirse ponen a los cerezos bajo riesgo de pudrición de la raíz.
  3. El agua es clave. Tenga presente que tras plantar su cerezo, debe regarlo cada un par de días a lo largo de la primera semana, 2 o tres ocasiones a lo largo de la segunda semana, entonces prosiga regando el árbol semanalmente a lo largo del resto del desarrollo de la primera temporada.
También te puede interesar  Cómo plantar jazmín sin raíz

¿De qué forma marcha un compostador?

Cubo de compostaje

Procedimientos que se deben llevar a cabo para germinar semillas de cereza:

  • Elegir las cerezas cuyas semillas van a germinar. Hay muchos géneros de cerezas con lo que la pluralidad que se cultiva en nuestra región es buena decisión, de esta forma tenemos la posibilidad de preguntar a los labradores o buscar información en Internet para localizar la mejor pluralidad para hallar una aceptable producción de cerezas.
  • Hay que romper el hueso, la piedra, la cáscara o como se le llame en tu país, en tanto que la auténtica semilla está en esta dura protección, el paso es vital para llevarlo a cabo. Para facilitarlo yo empleo unas tenazas pero puedes utilizar un martillo, piedra o afín para pegar y romper el hueso, siempre y en todo momento de manera cuidadosa de no dañar la semilla que está adentro. Como sugerencia te afirmaré que es preferible secar el hueso a lo largo de 2 o 3 días a fin de que sea mucho más frágil y se rompa con mucho más sencillez.
Valorar
Array

Contenido de la página