Precisan temperaturas cálidas a fin de que las semillas germinen bien. Si la temperatura es fría las semillas no medran o medran muy poco a poco, si hace bastante calor se tienen la posibilidad de multiplicar hongos u otros microorganismos. La temperatura en la vivienda es muy correcta para la germinación.

En el momento en que cogemos semillas de nuestras plantas o hortalizas, como tomates o pepinos, frecuentemente no entendemos si hicimos bien el desarrollo, o si verdaderamente van a germinar la próxima temporada, o en ocasiones nos están aun un tanto intranquilices y nos brindaron unas semillas y deseamos germinarlas a la mayor brevedad.

El día de hoy veremos un vídeo para poder ver de qué manera tenemos la posibilidad de realizar este desarrollo tan simple, germinar una semilla considerablemente más veloz y revisar su viabilidad para la próxima temporada.

Haba

La haba es una yerba que puede llegar a medir mucho más de un 1,5 m de altura. El valor de estas plantas está en sus semillas, en tanto que es la una parte del frijol destinada al consumo, se tienen la posibilidad de comer frescas y cocidas en diversos y exquisitos platos.

Las habas germinan en unos 5 días.

Qué semillas se tienen la posibilidad de germinar

Aparte de lentejas, las otras semillas que se tienen la posibilidad de germinar en algodón son:

Guisantes

) Los guisantes son leguminosas de las leguminosas Pisum sativum, plantas de vida corta, con lo que medran velozmente. Las semillas, que son los propios guisantes, extraídas de las vainas, tienen la posibilidad de germinar en solo siete o diez.

A los 2 o tres meses de la siembra se tienen la posibilidad de agarrar las primeras vainas cargadas de guisantes.

También te puede interesar  ¿Cuál es el árbol de la felicidad?

Manejo de la germinación de cara al desarrollo de plántulas

Prueba de germinación en semillas viejas

Las semillas en general se guardan de un año para otro y si se guardan incorrectamente o a lo largo de bastantes años, tienen la posibilidad de perder energía y germinan mal en el momento en que se establecen. Hay una prueba de germinación muy sencilla que puede saber si las semillas guardadas son ejecutables. La prueba radica en tomar una exhibe, unas 25 semillas, envolviéndolas delicadamente en una toalla de papel húmeda sin remojar a lo largo de cinco a diez días. Pasados ​​esos días, despliega el papel toalla y cuenta cuántas semillas germinan; si son menos del 85 al 90%, es preferible tirarlas y tirar el resto de las semillas guardadas, obtener semillas novedosas.

Valorar

Contenido de la página