Mezcla una cucharada de bicarbonato de sodio con una cucharada de aceite y una de jabón de Marsella en un bol con un litro de agua. Use la mezcla para rociar las plantas una vez a la semana hasta el momento en que desaparezca el moho.

Puede manifestarse en la tierra, en las hojas o en la maceta

El moho puede mostrarse en cualquier una parte de la maceta, desde el exterior hasta las hojas o la tierra. Por este motivo, debemos tener bastante precaución con las condiciones de humedad en las que están nuestras plantas.

  • Si hace aparición moho en las hojas, va a ser simple quitarlo, en tanto que solo precisas quitarlo con un paño seco.
  • Si los hongos solo son perceptibles en la parte de arriba del suelo, puedes escoger eliminar el suelo perjudicado con una pala.
  • Si por contra el moho ha colonizado la maceta, la opción mejor es cambiar la planta por otra.

De qué forma impedir su aparición

La primordial forma de eludir la viable aparición de hongos en nuestras plantas es supervisar el riego. Cada clase precisa una continuidad diferente pero, por norma general, eludimos la humedad excesiva y el derroche abundante de agua con riego por goteo o usando macetas de autorriego natural. Esta técnica se fundamenta esencialmente en una dosis de agua, en tanto que las raíces de todo género de plantas consumen la humedad que precisan por medio de los microporos de los vasos.

Otra situación muy habitual que hace la proliferación de hongos son los platillos en las macetas. Al regar, si la planta no absorbe toda la proporción de agua, se deposita en la placa base. Para evitarlo, aconsejamos remover el exceso de agua diez minutos tras el riego.

En el suelo

Quizás el sitio más frecuente donde se acostumbran a ver pelusas es en la tierra de las macetas. En un caso así, la cubierta perjudicada debe eliminarse con una pala pequeña. En el momento en que la cubierta de hongos por el momento no esté en el suelo, retírala un tanto para airearlo y sacarle la humedad.

También te puede interesar  ¿Cuándo hay que echar abono a las plantas?

Es esencial llevarlo a cabo con bastante precaución, a fin de que no afecte a las raíces ni contamine el resto de la maceta. Antes de poner una exclusiva cubierta de compost, deja que la planta se airee a lo largo de unas horas.

¿Por qué razón van las setas?

Esta situación tiene muchas secuelas. Estos son ciertos de ellos:

  • Humedad excesiva. Puede suceder por el hecho de que se riega en demasía o sencillamente por el hecho de que la planta no está drenando apropiadamente, con lo que siempre y en todo momento hay que supervisar los escenarios de humedad. Asimismo va a depender de las condiciones climáticas de la región, o de los escenarios de humedad del cuarto de cultivo, que hay que tomar en consideración.
  • Elevadas temperaturas. Es un aspecto definitivo por el hecho de que marchan como catalizadores tanto de hongos como de plagas.
  • Mala ventilación en bares interiores. Es un inconveniente que acostumbra aparecer si no se dispone del sistema de ventilación conveniente.
  • Riego abundante o elevado
  • Material descompuesto en el sustrato, como hojas secas. Si bien puede ser en pequeñas proporciones en pos de las plantas, mientras que se den todos y cada uno de los precedentes y puede producir la aparición de un hongo.

Pequeño ámbito ventilado

Algo muy propio de los meses de frío. Gracias a la baja temperatura, tendemos a ventilar el menor tiempo. Esto causa que, frecuentemente, el aire no se mueva como lo precisan nuestras plantas.

Aspecto esencial. El calor es un catalizador tanto para los hongos para las plagas. Si nuestro ambiente es bastante caluroso, posiblemente solo debamos meditar qué realizar con el moho en el suelo de las plantas. Entender de qué forma remover la mosca del sustrato probablemente contribuya a nuestras tareas.

Valorar
Array

Contenido de la página