Cultivar ajo es muy simple, tanto en tierra como en maceta.

Primero, compra un diente de ajo. Entonces separe los dientes sin quitarles la cáscara.

¿De qué manera plantar ajos en macetas?

  1. Escoja buenos bulbos de ajo en un mercado de labradores o vivero local, o puede pedirlos on-line. El ajo comprado en el autoservicio asimismo se puede utilizar para cultivar en contenedores, no obstante, en ocasiones se intentó para eludir la germinación, con lo que no en todos los casos se consigue.
  2. En el momento en que tenga los bulbos, llene el envase con abono para macetas hasta el momento en que esté a unas 3 pulgadas sobre el borde. Si su tierra para macetas aún no la tiene dentro, mézclela con un fertilizante de liberación lenta. Te recomendamos que escojas una maceta grande en tanto que de esta forma obtendrás una mejor cosecha y no deberás inquietarte tanto por localizar el nivel de humedad conveniente para tu planta.
  3. En este momento toma tu diente de ajo y divide los dientes de manera cuidadosa. Puede reservar la cubierta exterior de cada diente individual. Ponga los dientes en el suelo, con la punta hacia arriba. Han de estar separados por por lo menos 7 centímetros.
  4. Siga cubriendo cada diente con el sustrato. Si vives en un tiempo caluroso, precisamente una pulgada de tierra es bastante. No obstante, en áreas mucho más frías, cubra los dientes con unos 5 cm de tierra. Golpee delicadamente la tierra a fin de que quede estable sobre los dientes de ajo.
  5. Ponga el envase en un área que reciba cuando menos seis horas de luz del sol directa la mayor parte de los días y sostenga la tierra húmeda pero no mojada. Cuando el ajo brote en la primavera, fertilízalo cada unas semanas y prosigue sosteniendo la tierra uniformemente húmeda.
También te puede interesar  Como Cultivar Olivo En Maceta

Los brotes de ajo son largos, enrollados, de color verde azulado y tienen un despacio gusto a ajo fresco, con lo que se tienen la posibilidad de utilizar para ofrecer gusto a puré de papas, ensaladas, verduras asadas y mucho más. En el momento en que llegue el instante de la cosecha, vas a ver que las hojas se vuelven amarillas. No obstante, posiblemente debas desenterrar un diente mucho más para poder ver si está ya listo. No quites el ajo por el tallo, es preferible sepultarlo en el suelo, de manera cuidadosa de no dañar los bulbos.

Normas

  • Escoge un diente de ajo de tu pluralidad preferida y divide los dientes, dejando la piel íntegra.
  • Escoge una maceta correcta con desagüe a fin de que el exceso de agua se escurra al regar.
  • Llena la maceta con bastante tierra, dejando por lo menos una pulgada de espacio antes de llegar al límite.
  • Entierre los dientes de ajo cuando menos diez centímetros de hondura en la cazuela y también inclínelos hacia arriba.
  • Puedes poner mucho más de un diente de ajo en la cazuela siempre y cuando estén separados por por lo menos 8 pulgadas.
  • Los brotes de ajo comienzan a brotar entre 16 y 32 semanas tras la siembra, en dependencia del tiempo y la pluralidad.

Indispensable: De qué forma bajar el colesterol con ajo: 3 remedios naturales

Valorar

Última actualización el 2023-02-01 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Contenido de la página